sábado, 27 de abril de 2013

La Cambiale di Matrimonio de G. Rossini en el Teatro Civico de Vercelli, Italia



Foto: Cele Bellardone
 
Massimo Viazzo
 
El Viotti Festival es una cita de música sinfónica y de cámara que tiene su sede en Vercelli, pequeña ciudad piamontesa situada a mitad de camino entre Turín y Milán y que es conocido por los melómanos sobre todo por el Concurso Internacional de Canto G.B. Viotti.  Este año presentó por primera vez en su propia temporada una obra lírica, y le tocó a la primera de las farsas juveniles de Gioacchino Rossini, La Cambiale di Matrimonio, una atrevida e inspirada partitura, ya plenamente personal.  La producción del director Giovanni Disperanza fue tradicional, de un ambiente único caracterizado por un telón de fondo, un techo y paredes magistralmente pintadas con efectos extraídos del trompe l’oil, y algunos elementos escénicos (mapamundi, veleros). Además, la presencia de mimos y malabaristas dio vivacidad a la representación. Los jóvenes y preparados intérpretes, plenos de entusiasmo, fueron guiados por el barítono Davide Rocca, un Tobia Mill de timbre franco y buena dicción.  Más oscura y voluminosa fue la voz de Alberto Bianchi, un extrovertido y simpático Slook, mientras que el tenor Edoardo Francesconi en el papel de Milfort cantó con gracia y cierta elegancia.  Efervescente y desenvuelta estuvo la Fanny de Clara Bertella y muy atrevida estuvo también Federica Vitali como la sirvienta Clarina. La Camerata Ducale dirigida por Guido Rimonda interpretó la partitura rossiniana con precisión y brío para para generar una convencida reacción del público.

No hay comentarios:

Publicar un comentario