lunes, 9 de mayo de 2011

Recital de Bruno Gelber abre Ciclo de Grandes Pianistas en el Teatro Municipal‏ de Santiago

El argentino Bruno Leonardo Gelber lució su calidad artística en dos conciertos en el Teatro Municipal
Johnny Teperman
El que será un nutrido mes de actividades en el Teatro Municipal, partió con un recital y un concierto del gran pianista argentino Bruno Leonardo Gelber, quien –una vez más- lució su calidad y su talento frente a los aficionados nacionales.  Con cerca de 5.000 conciertos a su haber, Gelber ha tocado con la Orquesta Filarmónica de Berlín, la Orquesta Nacional de París, la Orquesta de la Scala de Milán y la Filarmónica de Londres, entre muchas otras, colaborando con directores como Riccardo Chailly, Sir Colin Davis y Kurt Masur. También lo han dirigido maestros de la talla de Sergiu Celebidache, David Zimermann, Eugen Jochum, Yehudi Menuhim, Lorin Mazel, Paul Paray, Jean Martinón, Juri Termikanov, Vladimir Spivakov y Roberto Abbado. Arthur Rubinstein lo calificó como uno de los pianistas más grandes de su generación. La crítica alabó sus grabaciones de Beethoven diciendo: “Este pianista es uno en un millón”. Había visitado anteriormente el Teatro Municipal en los años 2008, 2009 y 2010, con gran éxito de público. La prensa especializada lo considera como uno de los los cien mejores del siglo.  Ha sido dirigido por grandes maestros como Sergiu Celebidache, David Zimermann, Eugen Jochum, Yehudi Menuhim, Lorin Mazel, Paul Paray, Jean Martinón, Juri Termikanov, Vladimir Spivakov y Roberto Abbado y ha actuado junto a la Filarmónica de Berlín, la Orquesta de la Scala de Milán, Filarmónica de Londres, entre muchas otras.  Gelber, nacido en Argentina en 1941, y con un vasta y reconocida trayectoria en el mundo musical, fue el primer nombre del ciclo "Grandes Pianistas", de Radio Beethoven 2011. que durante el año reunirá a grandes nombres del teclado en el Teatro Municipal de Santiago.  Este pianista hizo su primera aparición pública con tan solo cinco años de edad. Al diagnosticársele poliomielitis a los siete, continuó ensayando desde su cama. A los dieciocho, recibió una beca del gobierno francés, para continur sus estudios en París. bajo la conducción de la célebre profesora Marguerite Long. Gelber retornó a Chile para ofrecer un recital, en que interpretó obras de Ludwig van Beethoven, – su compositor favorito – y Mussorgsky, dando comienzo el Ciclo de Grandes Pianistas 2011. En el recital exhibió talento y calidad y fue aplaudido y obligado a salir varias veces al escenario. El programa que interpretó el concertista trasandino, fue el siguiente: del compositor alemán L. van Beethoven: Sonata Nº8 en do menor Op. 13, “Patética” y Sonata Nº23 Op. 57, “Apasionada”; del ruso Modesto Mussorgsky, interpretó su magnifica suite “Cuadros de una exposición”. Al comentar este recital, el propio Gelber destacó: Beethoven no es tan sólo mi compositor favorito, sino que además, estas dos sonatas se cuentan entre las más bellas del repertorio pianístico. La Sonata N ° 8 impresiona por su garra y pasión. Es una composición agitada, que me conmueve desde la primera hasta la última nota por su contenido dramático “. Sobre la Sonata Op. 57, “Apasionada”, el concertista dice “fue una de las obras que siempre soñé interpretar y que al tocarla, la que más me costó fue llegar a transmitir todo lo que sentía; todo el misterio y la locura de la expresión arrebatada. Esta obra tiene un lenguaje técnico dificilísimo, que llega a una realización deslumbrante”.  “Los Cuadros de una exposición, obviamente están hechos de sensaciones multicolores, multifacéticas; encierran un universo peculiar”- explica el artista- “donde el piano tiene que poseer la paleta sonora de una orquesta que plasma mundos distintos, los que pueden sentirse a lo largo de un solo encuentro “. "Cuadros de una exposición" es una suite de quince piezas, compuesta por Modest Mussorgski en 1874. La obra fue escrita originalmente para piano, aunque posiblemente es más conocida en la adaptación orquestal que de ella hiciera Maurice Ravel. Mussorgski compuso la inicialmente denominada Suite Hartmann inspirado por la exposición póstuma de pinturas y escritos de su gran amigo, el artista y arquitecto Viktor Alexandrovich Hartmann, quien sólo tenía 39 años al morir, en 1873. A manera de homenaje el compositor quiso «dibujar en música», algunos de los cuadros expuestos. Esta temporada el Ciclo de Grandes Pianistas del Teatro Municipal 2011, se renueva completamente, con destacados intérpretes de todo el mundo, incluyendo a siete estrellas internacionales, además de Bruno Leonardo Gelber; son Simone Dinnerstein, Cedric Tiberghien, Peter Jablonski, Ricardo Castro, Ingrid Fliter y Frank Lévy, quienes interpretarán obras muy diversas. Gelber participó además, en dos ocasiones , en el Quinto Concierto de la Temporada de la Orquesta Filarmónica de Santiago, denominado “El Romanticismo de Brahms”. En ambas oportunidades, el solista argentino junto a la Filarmónica de Santiago, ejecutaron el Concierto para piano y orquesta número 3, opus 30 en Re menor, de Sergei Rachmaninov, bajo la conducción del maestro polaco Pawel Przytocki. El programa se completó con la Sinfonía número 4, opus 98 en Mi menor del autor alemán, Johannes Brahms, a quien se rindió homenaje en esta presentación. Gelber salvó con gran clase las distintas y grandes dificultades de esta hermosda pieza del autor ruso, de enorme compljidad. El pianista argentino no sólo salió airoso de la rueba, sino que además brindó una interpretación excepcional.



No hay comentarios:

Publicar un comentario